27 ene. 2010

Que no se confíe Rajoy

La propuesta de un pacto educativo en el que no suprimía Educación para la Ciudadanía pone de manifiesto que Mariano Rajoy ha ignorado varias cosas:

1. Que el derecho a educar a los hijos corresponde a los padres y que está previsto que el Estado supla esa carencia subsidiariamente.

2. Que confía excesivamente en la "buena" marcha de las encuestas que en esto momentos le dan una victoria. Pero tenemos varios meses por delante en los que los socialistas, expertos en manipulación, no van a dejar una puntada al azar: véase la noticia que publica hoy El Confidencial acerca de la expansión de la jornada futbolística...

El PP debería apostar por movilizar a sus votantes y no por cabrearles. Lo contrario es no solo un gran error sino que, en el remoto caso de que les sea útil, como dijo Federico la semana pasada, "esto no es heredar el poder, es compartirlo".

No hay comentarios: